Sentidos Para el Alma

Proviene de una herramienta milenaria que es el Ho´Oponopono. Atajo brillante hacia la ampliación de consciencia.

Pronunciar “Lo Siento” devuelve la unidad perdida al viajar por tu piel, que es el órgano más extenso, que te conecta y te hace sensible ante las vivencias de los demás, te desapega de los resultados y te convierte en unidad.

El sonido “Perdón”, perdóname, hace eco en tu páncreas y en tu colon desatando lazos, liberando historias.

y si pudieras ver lo que moviliza un “Gracias” sonreirías junto a todas las células de tu cuerpo sacudiendo tus venas, convirtiendo tu sangre en luz en ese acto desprendido

“Te amo” es el sonido más sanador del Universo…esta frase cubre tu cuerpo y viaja a través de tus pulmones desobstruyendo tu respiración… recorre tus riñones transmutando los miedos y hace que millones de células sonrientes le den vitaminas a las células tristes de tu sistema inmune, o que algunas otras que nacieron con el arte de la jardinería siembren césped suave, fresco y verde alrededor de las zonas más áridas de tu cuerpo.


Si pudieras ver lo que provocan las palabras en ti y en los demás, comenzarías a observar tus pensamientos, tus silencios, tus sonidos y tus ruidos porque en este océano de energía que somos, cada onda que emites crea olas de diversos colores influenciando a los demás.

Eres un fractal del Universo - Awka.

(Adaptación de Las cuatro palabras que curan, de Vivi Cervera)

sonidos hopo

ORACIÓN

“Divino Creador, padre, madre, hijo todos como Uno…

si yo, mi familia, mis parientes y antepasados te hemos ofendido, a tu familia, parientes y antepasados en pensamientos, palabras, hechos y acciones desde el inicio de nuestra creación hasta el presente, nosotros pedimos tu perdón… humildemente pedimos tu perdón.

Deja que esto limpie, purifique, libere, corte todos las memorias, bloqueos, energías y vibraciones negativas, y transmuta estas energías indeseables en pura luz… Así está hecho…”

 

“Pido perdón desde lo más profundo de mi alma. Me perdono a mí mismo por haber entrado en el reino de la ignorancia, donde no me encuentro alineado con mi verdadero Ser, con mi verdadera esencia.

Perdono a todos aquellos seres y a todas aquellas situaciones que me hicieron daño, porque perdonándolos, me perdono a mí mismo, ya que ellos y yo somos el mismo SER.

Me perdono sintiendome libre de esta capa energetica, sentimental y mental, que me cubria; impidiendome avanzar en mi vida y ver más alla de esta niebla de rabia que me poseia”.

Ho’oponopono funciona repitiendo las palabras mágicas: “Lo siento, perdóname, gracias, te amo”, por qué, según explican, abren el Ser a la Divinidad para que lo limpie y borre todos los programas que impiden estar aquí y ahora.

“Es una meditación de 24 horas al día, 7 días a la semana, todo el año. Es siempre volver al vacío, donde están todas las respuestas y las soluciones a nuestros problemas”, comenta la colaboradora de Katz.

 

Al repetir “lo siento” no se habla de culpa ni pecado sino de ser responsable de esa memoria interna que atrae problemas. “Perdóname” pretende la reconciliación consigo mismo por haber traído una situación dolorosa. “Te amo”, transmuta la energía bloqueada y permite que siga fluyendo y “gracias”, expresa la fe, en que todo será resuelto de la mejor manera para los involucrados.

 

“Al hacer el Ho’oponopono se neutraliza la energía que asocias a una determinada persona, lugar o cosa, donde no es necesario revivir ningún sufrimiento, no importa saber el porqué del problema, de quién es la culpa, ni su origen”, explica la facilitadora.

 

Lo interesante, es que la técnica recuerda que lo que se ve en otros, también está en uno y por eso que la curación es una auto-curación.

 

Desde esa perspectiva, la técnica llama a “soltar” cualquier situación y dar las gracias, porque aseguran, eso automáticamente coloca a la persona por encima de los problemas.

 

“El dolor es inevitable, pero el sufrimiento es optativo, los problemas son oportunidades pero sufrir por ellos es optativo”, afirma Paulina Beyer.

 

En ese sentido, esos problemas serán simplemente memorias repetidas en el subconsciente y lo que hará el Ho'oponopono será borrarlas y reemplazarlas por inspiraciones que llevarán a una vida más plena.

El Ho’oponopono es un arte hawaiano muy antiguo de resolución de problemas.

Ho'oponopono significa “enmendar”, “corregir un error”.

Según esta filosofía, todo lo que aparece en nuestra vida es un pensamiento, una memoria, un programa funcionando (un error) y se presenta para darnos una oportunidad de soltar, de limpiar, de borrar.

El Ho'oponopono es la tecla de borrar en el teclado de nuestra computadora.

El Dr. Ihaleakalá Hew Len, mi maestro de Ho'oponopono, dice que los hawaianos originales, primeros habitantes de Hawái, solían practicarlo. Morrnah Simeona (la maestra de Ihaleakalá) actualizó estas enseñanzas para los tiempos modernos.

 

http://elcaminomasfacil.com/que-es-hooponopono.html